martes, 3 de febrero de 2009

La campesina y la ballena


Su música sonó sin cesar en la soledad de la noche. Pero al retirarse, al amanecer, sintió que no había estado sola en ningún momento.


Dibujo y texto: Paula Marco